Páginas vistas en total

jueves, 4 de agosto de 2011

Sonrisa NSPS (no se preocupe, señorita)



(De mi libro Manual de la aprendiza de depredadora. Más información en:
http://amorsexovida.blogspot.com/2011/05/coqueteando-con-la-vida.html

El Mundo NSPS

Lo que caracteriza a la mayoría de los hombres es que se mueren por impresionarnos o por ayudarnos o por las dos cosas a la vez, seguramente para ligar o quedar, pero eso son detalles sin demasiada importancia. Plantea a un hombre un buen problema práctico o un reto de fuerza y/o habilidad y se le irá la vida en resolverlo (a veces lilteralmente).


Un osito bastante adorable, seguro que estará encantado de ayudar :-)

Mi amiga Sara, asesora de La Maleta Roja, acuñó el término NSPS para etiquetar y describir a esos hombres que, al grito de “No Se Preocupe, Señorita”, corren para sacarnos las castañas del fuego.

Me contó Sara que la primera vez que se le ocurrió esta denominación de origen fue cuando Laura, nuestra amiga triunfadora entre el género masculino, le contó su experiencia con un tío alfeñique y voluntarioso. Alguien había aparcado un coche detrás del suyo, por lo que no podía salir, y apareció un voluntario tirando a debilucho que dijo el consabido “No se preocupe señorita” e intentó mover el coche. Se puso de espaldas al vehículo y lo intentó alzar con las manos hacia atrás. Se puso terriblemente rojo, de forma que daba un poco de grima, pero consiguió mover el coche un palmo.


Con esos brazos y consigue parecer un alfeñique!

Laura no está realmente segura de que lo consiguiera mover ya que llegó el propietario del coche bloqueador al instante y lo retiró (al coche no al socorrista). Laura, siempre atenta y con la antena puesta, le felicitó e, impresionada por la combinación de audacia e insensatez del hombre exclamó: “¡Qué fuerte eres!”.

El hombre se fue, como cuenta Sara, “orgulloso y un poco renqueante a seguir con sus asuntos. Suponemos que a desmayarse un par de calles más hacia allá o a darle un par de tientos a la bombona de oxígeno o a atracar una farmacia para conseguir dos cajas de analgésicos o a llamar una ambulancia para que lo ingresaran...”.



Jajajaja, me encantan los hombres con sentido del humor

Conclusión: los hombres son capaces hasta de lesionarse por complacernos, ayudarnos, quedar bien, impresionarnos… ¿Por qué no deberíamos aproveharlo?

El mundo NSPS es infinito: hombres que te indican dónde está la dirección a donde vas o te acompañan para que no te pierdas, que te sostienen la puerta mientras pasas, que te ceden el turno, que te dejan su lugar en la cola, que te dan largas explicaciones sobre cómo hacer tal gestión o incluso la hacen por ti, que te guian con su coche hasta donde vas cuando te has perdido, que te ayudan a regatear en los mercadillos exóticos, que se ofrecen voluntarios para cargar tus paquetes o para llevarte en coche, que no te cobran la carrera del taxi, que te invitan a un café cuando te ven triste, que te vienen a visitar cuando estás mal, que te hacen una broma para que sonrías…


Pon un NSPS (o varios) en tu vida!!!!

Los NSPS están entre nuestros amigos, conocidos, vecinos, desconocidos… Todo hombre tiene un NSPS en su interior.

Exploremoslos...

3 comentarios:

  1. jejejejejeje muy muyyyy interesante.....pero aqui en colombia ya quedan tan pocos caballerosss, que se hace complicado aplicar la idea....pero siii seria genial poder hacerlo, un beso alicia
    att: laura ;)

    ResponderEliminar
  2. jajaja
    Me parece totalmente cierto, aunque la historia de tu amiga y su NSPS raya lo absurdo...jajaja
    Viva la caballerosidad y el mundo NSPS.
    Disfrutemos de lo que la naturaleza nos ha dado. :))
    Un saludo!!

    ResponderEliminar
  3. Ya sabes, Mónica, la realidad supera la ficción,pero te juro que la historia es cierta jajajaajaja.
    Como dices, ¡Disfrutemos de la naturaleza!!!! jejejeejej ¡Por los NSPS!!!! :-)

    ResponderEliminar